Enero 2007

Estambul

Escrito por  Juan Adrada
Estambul


1. Topkapi

Joya del arte turco, este fabuloso palacio de los sultanes otomanos se extiende entre patios y jardines que enmarcan los edificios más importantes, entre los que destacan la sala de audiencias, el harén, las cocinas y los diferentes pabellones dedicados a museos. Aquí se exhiben porcelanas, vestiduras y las deslumbrantes joyas imperiales que le han dado fama.


2. Aya Sofía
Con más de catorce siglos de vida, la Basílica de Santa Sofía es uno de los edificios más antiguos y espléndidos del mundo cristiano. Convertida en mezquita y después en museo, a penas quedan unos pocos de sus espectaculares mosaicos bizantinos, a pesar de lo cual conserva un halo de misterio que invita a imaginar el esplendor de tiempos pasados.


3. Mezquitas
Las más famosas, y sin duda las más bellas, son la Mezquita Azul, junto al antiguo Hipódromo romano, y la de Solimán el Magnífico, de obligada visita ambas, con sus cascadas de cúpulas superpuestas que les dan un aspecto exótico y evocador. Una recomendación especial es visitar la mezquita de Eyüp Sultán y pasear por su extenso cementerio.


4. Cisternas
Estambul se edificó sobre las siete colinas de una península rodeada por el
 mar y protegida desde tiempos romanos por una larga fortificación que aún la cierra. Emperadores romanos y sultanes otomanos abastecieron de agua la ciudad con una compleja red de cisternas subterráneas, única en el mundo, que es imprescindible no perderse.



5. Museos
Muy numerosos en toda la ciudad, merece especial atención el Museo Arqueológico, el primero de Turquía. En sus salas pueden contemplarse hallazgos de la costa egea, Mesopotamia, Egipto y Anatolia, así como azulejos y cerámicas turcas. Las piezas más importantes son los sarcófagos de la necrópolis real de Sidón, una verdadera sorpresa.


6. Iglesias
Consideradas también museos por la condición musulmana del país, sus espectaculares decoraciones de mosaicos dorados han sobrevivido sorprendentemente durante siglos. Ejemplos del arte bizantino, las más bellas y mejor conservadas son la iglesia de Santa Irene y la basílica de San Salvador in Chora, extramuros de la antigua ciudad.


7. Cuerno de Oro
Puerto natural que le dio esplendor a la ciudad y lugar de frecuentes paseos del novelista francés Pierre Loti, este estrecho brazo de mar separa la antigua Estambul del barrio de Gálata, cuyo largo puente une ambas partes. La vista de la ciudad desde la Torre de Gálata al atardecer invita a la ensoñación como pocos otros lugares en el mundo.



8. El Gran Bazar

El bazar cubierto más grande y antiguo del mundo es en si mismo como una pequeña ciudad cubierta de cúpulas, resultado de aunar diversas lonjas y gremios artesanos. Lo ideal es perderse por su laberinto de callejuelas y disfrutar de los coloridos comercios y del aroma de las especias de oriente. Dulces o alfombras, usted elige.


9. El Bósforo
Una bella forma de conocer la ciudad es hacer un pequeño crucerito por el Bósforo, entre el mar de Mármara y el mar Negro. Pasaremos frente al palacio de Dolmabahçe, discordantemente afrancesado, y disfrutaremos con las vistas de alcázares y palacios en el lado asiático, hasta el moderno puente colgante que une los dos continentes.


10. Relajarse
Cuatro actividades para disfrutar de lo lindo: tomar un baño en el hamam de Çagaloglu, con masaje incluido por supuesto; disfrutar de un café turco en una terraza viendo pasar a la gente; asistir a un espectáculo de la danza del vientre con bellas bailarinas; y probar la excelente cocina turca: meze, köfte con especias, el famoso kebab y las salsas con yogur.

Juan Adrada



Deja un comentario

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra página web. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies.
Más información Aceptar